A Amaranta

Como de otra vida cae

como de un planeta extinto

cae como lluvia y

¿qué hicimos perdiendo minutos vitales sin abrazos?

qué torpes que bajo un paraguas, de la felicidad,

algún momento nos guarecimos

 

—————————–

 

fuera del mar, gotea sal y se entristece

de mi miedo a querer

 

—————————–

 

¿y cómo alcanzo a besarte?

dijo la ardilla al ciprés,

sea pues que me trepes o que aprenda yo a plegarme

ambas cosas

pueden ser.

 

———————————-

 

Me entrego

no me entrego y mientras

se acaban los pétalos que anhelan ser

cuenco del suspiro de los dos,

 

se me escapa el cariño hasta su oído

se me escapa la piel contra la piel y mi corazón obvio,

desecho en la voz dulce de manzanas,

luce un mordisco hermoso, de la forma de su boca

y del hondo

de su nombre.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s