V.

V. está haciendo un inventario de flores,
si descubre alguna nueva
estornuda,
cataloga y estornuda.
La miro e imagino que puedo tocar la armónica
como Bob Dylan en Desolation row,
le pongo
banda sonora a su búsqueda del tesoro.
Mentalmente suben y bajan las notas y
qué nombre V.,
sube y baja como
un barranco viejo
tan profundo como V.,
qué vértigo.

Cuántas flores sobre el vestido y la nuca,
el miedo a la sequía me atenaza,
siento
abejas muriéndose de pena y aburrimiento y V.
no zumba zzzz a ninguna hora,
no sé tocar la armónica como Bob
-maldita sea-
va a dejar de amarme cualquier verano
si no hago que llueva.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo A lápiz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s