Salmos (II)

No hay
más perfecta
forma geométrica
que el
triángulo
de
amor
obsceno
que hacemos

yo
y
el espejo.

———————————————-
Está
en el ombligo
el origen
de todas las vidas,
está
en tu ombligo
el origen
de mi perdición.

——————————————————–
Aunque el cura
se vista de seda
cura
se queda.
Habla de amor
y otras
telas
vaporosas
por el aire
agitadas
que ignora,
a escondidas
se viste de fina
lencería
pero,
aunque el cura
se vista de seda
cura
se queda.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo A lápiz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s